La importancia de Sofonisba Anguissola como pintora de la Corte de Felipe II, merece que una calle de El Escorial/San Lorenzo lleve su nombre, y más si tenemos en cuenta que probablemente se relacionó con el Monasterio de San Lorenzo, el Monasterio de Prestado o La Granjilla, lugares frecuentes de los que acompañaban al monarca en sus desplazamientos.